5 grandes razones para que decidas ser una persona tempranera en el 2017

Si lo tuyo es dormir hasta tarde, quizás esto te haga cambiar de opinión.

 

Si ya estás en plan de hacer tus listas de Año Nuevo, el levantarnos un poquito más temprano puede ser una de tus metas, pero no de gratis, estos son algunos de los grandes beneficios que veras si decides cambiar un poco tus mañanas.

 

1- Te hace ser una persona más positiva

Así como lo lees, un estudio realizado por la Universidad de Toronto en Canadá, reveló a partir de un estudio realizado a 712 personas madrugadoras que éstas eran más felices, positivas y gozaban de mejor salud.

 

2- Es el mejor momento para ejercitarte

No es la tarde ni mucho menos la hora el mejor momento para ponernos a ejercitar nuestro cuerpo, es la mañana. ¿La razón? Estamos más descansadas, llenas de energía y nuestro metabolismo trabaja con más eficiencia (gracias a las endorfinas).

 

 

3- La hora ideal para conseguir un poco de paz

En la noche cuando por fin tenemos un momento de tranquilidad y silencio para poner nuestra mente a maquinar, el sueño se apodera de nosotras y dejamos las ideas a medias. Es por ello que en las mañanas podrás disfrutar de la paz matutina para pensar un poco mejor y claramente.

También es el mejor horario para meditar, hacer yoga y conectarte con tu “yo” interno.

 

 

4- Disfruta más de tu primera comida del día

Como sabemos, el desayuno es la comida más importante del día. Así que si te despiertas más temprano podrás preparar un mejor desayuno, esmerarte y luego sentarte a comer con detenimiento, disfrutando de cada sabor. De seguro esto aumentará tu felicidad.

 

 

5- Dile adiós a la perspectiva que tienen de ti: “La que siempre llega tarde”

Sorprende a todos con tu puntualidad con este nuevo hábito. Si te despiertas temprano podrás tomarte tu tiempo para bañarte, elegir la ropa que te vas a poner, vestirte y arreglarte para tener un día ideal. Además, no harás que la gente espere por ti, ni llegarás tarde a tus reuniones, eso se siente muy bien, ya verás.